T. +39 0541 909630

info@apg23.org

El Servicio Compartir en la Calle fue creado en 2002 por la necesidad de animar la Comunidad al encuentro con los “sin techo” y hacer una comparación con las experiencias presentes en algunas zonas, para converger en un proyecto común de compartir y eliminar las causas de la marginación.

A principios de los 80 dos miembros de la Comunidad eligieron vivir durante 8 meses en la calle, con las personas sin hogar y como las persona sin hogar. Esta experiencia llevó al descubrimiento de un mundo invisible, un pueblo de personas al margen de nuestras ciudades, a veces cerca de nuestras casas, a quienes no son reconocidos los derechos básicos. Una variada multitud: personas que han perdido su puesto de trabajo, inmigrantes, drogadictos, prostitutas, ancianos, personas con trastorno de la personalidad, unidos no sólo por la falta  de un hogar permanente, sino también por ser privados de una identidad oficialmente reconocida, un estatus civil y social y, sobre todo, viviendo en una gran soledad.

Desde entonces, fiel al mandato “cuando los pobres no vienen en busca de nosotros, tenemos que ir en busca de ellos”, la Comunidad ha comenzado a reunirse con ellos en las estaciones, bajo los puentes y donde se refugian en busca de un lugar seguro para pasar la noche.

En 1987 se inauguró en Rimini la primera Choza de Belén, una realidad de recepción de emergencia vespertina y nocturna, en la que los “invisibles” son acogidos y encuentran una cama para dormir y, sobre todo, la calidez de una familia que nunca han tenido, con momentos importantes de intercambio, la cena, la conversación, y todo esto poco a poco permite establecer relaciones significativas.

La Comunidad Papa Juan XXIII abrió “Chozas de Belén” en varias ciudades italianas y en el extranjero (entre otros en Bologna, Forlí, Milano, Tirana, etc) y ha creado las unidades de calle que cada noche se encuentran con los “pobres invisibles”.

Hoy los que lleguen en la choza de Belén tienen la opción de salir de su condición a través de proyectos individualizados de reinserción social. Este camino se desarrolla en la medida en que en la persona  despierta el deseo de llevar una vida digna, la capacidad de luchar contra la injusticia y el apoyo fraterno de las personas que llegan a ser su “prójimo”.

Además, el Servicio “Compartir en la calle” realiza con las personas sin hogar comedores (en Roma y Milano), centros de día (en Forlí, junto con Caritas) y con la gestión de un hotel solidario en Rimini, en colaboración con el Municipio.

El Servicio coordina las actividades de APG23 de sensibilización y denuncia de la condición de las personas sin hogar.  Planifica campañas de información, eventos públicos y conversa con las instituciones en busca de soluciones concretas para los que viven en la calle.

Cada año, en octubre, durante el Día que las Naciones Unidas dedican a la pobreza extrema, el Servicio organiza una gran manifestación en las calles, “La noche de los sin techo”.

Datos del Servicio Compartir en la Calle

  • 7 Chozas de Belén en Italia (Milano, Bologna, Rimini, Chieti, Forlí, Farigliano,) y más de 140 camas.
  • 3 Chozas de Belén al extranjero (Rusia, Albania, Bolivia)
  • 7 unidades de la calle con transporte a la Choza de Belén
  • Distribución de comida caliente (también en Roma)
  • Acogida de noche o caminos de reinserción social

Done Ahora

Latest news
Iscriviti alla Newsletter IOCON
register
Desidero ricevere vostre comunicazioni e richieste personalizzate via email. Informativa Privacy

Loading…